Empleo doméstico vive crisis por COVID

Con una larga historia de exclusión y precariedad laboral, las empleadas domésticas en América Latina están sufriendo de lleno los efectos económicos de la pandemia, que las ha dejado confinadas y sin trabajo. Cerca de 18 millones de personas se dedican al trabajo doméstico, de las cuales 93 por ciento son mujeres, según la Comisión Económica para América Latina y El Caribe (CEPAL). Sin ingresos, pues la mayoría se rige por contratos de palabra, el COVID-19 ha evidenciado su vulnerabilidad. Siete de cada diez quedaron desempleadas o perdieron horas de trabajo por las cuarentenas. 93% del total de empleos domésticos lo desempeñan mujeres. (El Periódico 30.06.20)

 

Tags: ,

Deje un comentario

Debe estar registrado para dejar un comentario.